Cómo moverse por Bangkok


tuc tuc en Bangkok
Hay varias posibilidades de desplazarse por Bangkok:
En taxi. Es una forma muy cómoda para el turista y relativamente económica. Los vehículos pueden cogerse en el hotel o en plena calle. Los del hotel suelen ser muy caros y hay que abonar la carrera en recepción. Los de la calle son más económicos siempre y cuando nos cercioremos que el taxista conecta el taxímetro. Si no lo hace es mejor bajar y subir a otro. Calcular entre 50 y 100 baths por carrera, dependiendo de la densidad del tráfico.
En tuc tuc (triciclo). Son, en realidad, taxis aunque no llevan taxímetro. Hay que pactar el precio previamente. Pagar siempre al final de la carrera. Son bastante económicos aunque suelen pedir precios desmesurados a los turistas. Siempre hay que regatear muy fuerte rebajando sus pretensiones casi a la mitad. Es un medio interesante para desplazamientos cortos, especialmente cuando hay grandes embotellamientos. Cuando la circulación es fluida y por las noches suelen circular bastante rápido y, en ese caso, ya no son tan seguros. Entre 30 y 70 baths por trayecto es un precio razonable. Los conductores hablan muy mal inglés. Es recomendable proveerse en la recepción del hotel de una tarjeta. Eso facilita las cosas a la hora de volver al mismo.
En taxi-moto. Facilmente reconocibles por su camiseta azul con un gran numero en la espalda, este medio de transporte queda reservado para situaciones de extrema premura de tiempo. Lo desaconsejamos totalmente.
Autobús. El autobús es el medio más utilizado por los thais. Es muy barato (4 baths billete único) y la red es completísima. El turista puede comprar en tiendas, librerías, hoteles o estaciones un mapa de la ciudad en el que figura el recorrido de todas las líneas. Es un medio de transporte que parece muy complicado al principio pero si uno se atreve una primera vez el ahorro compensa cualquier otro inconveniente. Además, es una manera más de ver la ciudad. Recomendamos evitar las horas punta so pena de ir colgado con medio cuerpo fuera del vehículo. El sistema para que un autobús se detenga es igual que en Europa. Basta situarse en una parada, siempre bien señalizada, y levantar la mano. Una vez dentro hay que agarrarse rápida y fuertemente. La suavidad en la conducción no es precisamente su mejor cualidad. Atención también al subir y bajar. Muchos conductores se empeñan en no detener completamente el vehículo. Además, es recomendable siempre cerciorarse que no hay otros coches o motos cerca. Estas últimas suelen colarse entre la acera y el autobús sorteando a la gente que sube o baja del coche.
Las barcas-autobús del río Chao Phraya. Unas barcas con paradas fijas surcan el río en las dos direcciones. Son casi tan económicas como el autobús pero mucho más rápidas con lo que se ahorra mucho tiempo. En el mismo mapa citado en el apartado del autobús se pueden encontrar las paradas de estas barcas. Evitar, también, las horas punta.
A pié. Es muy poco recomendable desplazarse a pié por Bangkok. Las distancias son enormes. No olvidar al cruzar una calle que en Thailandia se conduce por la izquierda. Debido a la gran densidad de tráfico hay algunos carriles que cambian de sentido según las horas del día. Algunos carriles "bus" discurren en sentido contrario al de la calle. En los semáforos siempre tienen prioridad los coches que giran aunque el peatón tenga luz verde. En fin, como se puede ver ... (mejor utilizar un paso elevado).






0 comentarios: